El primer coche del mundo: Benz Patent-Motorwagen

¿En que año se fabrico el primer coche? La historia del primer automóvil del mundo está llena de avances tecnológicos, para su época. Desde el primer coche de vapor con su gigantesco tamaño y escasa funcionalidad, hasta el primer coche eléctrico y el primer vehículo con motor de combustión interna a gasolina y los modernos híbridos, eléctricos e incluso coches autónomos que podemos ver en la actualidad.

Pero antes, un poco de historia… del primer Automóvil

Después de parafrasear a un popular youtuber de política, vamos a hablar de cual fue el primer coche del mundo. Hay que remontarse varios siglos atrás para encontrar los orígenes de la invención del automóvil. El primer intento del que se tienen datos puede atribuirse a Joseph Cugnot. En 1770, este ingeniero francés inventó una máquina llamada fardier. Este vehículo estaba impulsado por una gran caldera de vapor que lo hacía poco funcional.

En 1789 el estadounidense Oliver Evans patentó el primer auto a vapor, y en 1866 apareció el primer motor de gas. El motor de 4 tiempos fue desarrollado por el alemán August Otto en 1876, y la primera versión de un coche de gasolina fue inventada en 1883 por otro ingeniero francés, Edouard Delamare-Deboutteville. Era un motor de dos cilindros montado en un vehículo tirado por caballos.

¿Cual fue el primer coche del mundo?

En 1885, el famoso Carl Benz, cuyo nombre se asociaría más tarde a la marca Mercedes, construyó un triciclo a motor. El triciclo de Benz abrió la puerta al vehículo de cuatro ruedas de Serpollet-Peugeot, que se presentó en la Exposición Universal de 1889. Por otro lado el primer modelo diesel fue desarrollado por Rudolf Diesel en 1897. El motor de gasolina fue favorecido y desarrollado por los fabricantes Peugeot y Mercedes-Benz, que equiparon sus coches con él.

Estos eventos de hace mas de 100 años pueden considerarse el inicio de la industria de los vehículos modernos.

La industrialización del automóvil

Carl Benz fue el inventor del primer coche con motor de combustión interna. Aunque los inicios de este tipo de motor también se remontan al siglo XVII, no fue hasta muchos años después cuando este invento se aplicó al automóvil, en parte favorecido por los numerosos inconvenientes que tenían las máquinas de vapor (legislación estricta, falta de flexibilidad de los vehículos, tamaño de la caldera…). Situación que derivó muchos recursos a estudiar y desarrollar los motores de combustión interna.

En 1908, el ingeniero estadounidense Henry Ford inició la era del uso masivo del coche con su Ford T o Modelo T. El gran éxito de este automóvil llenó las calles de vehículos que hasta entonces estaban transitadas sólo por los caballos. Esto condujo a la introducción de normas de circulación y de un permiso de conducir, lo que allanó el camino para importantes cambios sociales tanto en lo que respecta a las personas como al comercio.

Importantes innovaciones en el sector del automóvil

Gracias a la iniciativa del belga Étienne Lenoir, luego del francés Alphonse Eugène Beau y finalmente del alemán Nikolaus Otto, el primer motor de combustión interna viable se inventó hacia 1870. El primer coche de la historia se construyó finalmente en 1885: el triciclo Benz 1, un vehículo de tres ruedas con motor inventado por Carl Benz, fundador de Benz & Cie. Una empresa que luego se convirtió en Mercedes-Benz.

Este invento iba a ser el punto de inflexión en la industria del los vehículos a motor. En los años siguientes, se inciaron su andadura varios fabricantes a lo largo de Europa y Estados Unidos (Peugeot, Renault, etc). Posteriormente se organizaron carreras de coches y florecieron numerosas innovaciones. Nació el automóvil moderno.

El primer coche eléctrico

El primer prototipo de vehículo eléctrico data, para sorpresa de muchos, de 1834. En aquella época el concepto que buscaban era miniaturizar el medio de transporte del momento: El ferrocarril. De esta forma tendrían un transporte mucho mas ágil que no necesita carísimas infraestructuras para funcionar.

Pero no fue hasta 1880 cuando el primer coche eléctrico funcional vio la luz. Un invento antiguo, que en la actualidad está viviendo un desarrollo espectacular derivado del aumento del precio del combustible y los problemas con las emisiones de efecto invernadero.

El primer coche autónomo

El primer vehículo autónomo se remonta al siglo XX, en los años 70. Las pruebas se realizaron con un vehículo que alcanzaba una velocidad de 30 km/h. Desde entonces, muchos fabricantes de coches han estado al acecho para liderar la innovación en este segmento, que seguramente es el futuro del automóvil.

 

902 152 389

Serrano 93, 3ª planta 28006
Madrid

Pol. El Campillo edif Meatza 2ª planta 48500
Gallarta (Bizkaia)

© Atlántica Garantía